miércoles, 29 de julio de 2015

Comcipo insiste en diálogo y gobierno boliviano lo da por terminado



La Paz, 29 jul (PL) Los dirigentes del Comité Cívico Potosinista (Comcipo) aseguraron que volverían hoy a la mesa de negociaciones, pero el gobierno boliviano advirtió que el diálogo llegó a su fin la víspera.

El líder de Comcipo, Jhony Llally, afirmó poco antes de la medianoche que la dirigencia de la organización estará este miércoles en la sede del Fondo Nacional de Desarrollo Regional para continuar las conversaciones, a pesar de que el gobierno las dio por acabadas.

La víspera, el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quintana, informó en conferencia de prensa que existe un límite de tolerancia, en referencia al abandono por parte de Comcipo de la mesa de negociaciones con el anuncio de que las mismas se reanudarían en la mañana de hoy, con el argumento de un supuesto cansancio.

Quintana consideró errática, caprichosa y abusiva la conducta de Comcipo y dejó claro que mañana la parte gubernamental no asistirá a la invitación que ha hecho caprichosamente la dirigencia de los amotinados.

"Hay un límite para el ejercicio de la autoridad nacional. No estamos acá para jugar al gatito y al ratón. Estamos para responder de manera seria y responsable el planteamiento de los 26 puntos que ha hecho Comcipo", comentó Quintana.

El titular estuvo acompañado por varios ministros del Estado, después de aguardar por varias horas la presencia de los dirigentes de Comcipo.

Según estaba previsto inicialmente, luego de terminar el trabajo de las mesas de diálogo, las partes se reunirían en sesión plenaria para darles los toques finales a los acuerdos, pero los manifestantes nunca se presentaron.

El ministro de la Presidencia enfatizó que el gabinete atendió los caprichos de Comcipo, al cual acusó de evidenciar una bicefalia política, en momentos encabezada por dirigentes de La Paz y otros por potosinos.

"Mientras no exista una sola voz, una sola autoridad que tome decisiones, el gobierno no asistirá a ningún escenario de diálogo", argumentó Quintana.

Por otra parte, el ministro de Gobierno, Carlos Romero, recalcó que el gabinete de ministros ya terminó con el trabajo en comisiones y denunció la posición de los dirigentes de Comcipo, quienes "abandonaron unilateral, abusivamente y por decisión propia ese escenario de diálogo".

En sus declaraciones, Romero dejó claro que "no es el Gobierno el que está rompiendo el diálogo, simplemente estamos dando por culminado el diálogo", en tanto recordó que los ministros firmaron las actas que fueron trabajadas.

Romero llamó a los dirigentes de las manifestaciones a firmar los documentos, al tiempo que pidió a sus colegas explicar públicamente los términos de las negociaciones.

Las posiciones encontradas de las partes pueden extender por tiempo indefinido las protestas y bloqueos que se iniciaron el 1 de julio en Potosí y se trasladaron cinco días después a esta capital.

ucl/hm




http://www.prensa-latina.cu/index.php?option=com_content&task=view&idioma=1&id=4028641&Itemid=1

Anti-Imperialista ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

0 comentarios:

Publicar un comentario