sábado, 25 de julio de 2015

El partido de los movimientos sociales apoya en las PASO a Jorge Altamira y Juan Carlos Giordano de la Lista Unidad en el FIT



Conferencia de prensa Pueblo en Marcha (PEM)



El pasado 14 de julio, los referentes de Pueblo en Marcha (PEM), partido de los movimientos sociales, realizaron una conferencia de prensa en el Hotel recuperado Bauen, ubicado en Callao 360. Tras un acuerdo político con el Partido Obrero (PO) e Izquierda Socialista (IS), PEM se sumó a la campaña nacional por la lista Unidad del Frente de Izquierda y los Trabajadores. Desde PEM, los candidatos a diputados por la CABA [Ciudad Autónoma de Buenos Aires] y la provincia de Buenos Aires respectivamente, Federico Orchani y Norberto Señor, así como la candidata a concejala por La Plata, Camila Salimbeni, dieron a conocer las propuestas que Pueblo en Marcha impulsará junto a la lista Unidad del Frente de Izquierda, que lleva en su fórmula presidencial a Jorge Altamira y Juan Carlos Giordano. "La agenda de Scioli, Macri y Massa sostiene el mismo modelo injusto, en donde los platos rotos los pagamos los trabajadores y el pueblo. Frente a las opciones de los sectores económicos dominantes, frente a los Scioli, los Macri y los Massa, las organizaciones populares decimos que la salida es por izquierda y por fortalecer la unidad para dar pelea en las urnas, en las calles, en los lugares de trabajo, en los barrios y en las escuelas", aseguraron los y las referentes de PEM. A continuación las intervenciones de Carina López Monja, Federico Orchani, Camila Salimbeni y Norberto Señor.

Carina López Monja (CLM): Gracias a los compañeros y compañeras de distintas organizaciones que se han acercado hoy. Soy Carina López Monja, integrante de Pueblo en Marcha, partido de los movimientos sociales que empezamos a construir hace poco más de un año entre distintas organizaciones que nos venimos cruzando en la construcción del poder popular hace más de diez años: el Frente Popular Darío Santillán (FPDS), Democracia Socialista (DS), el Avispero Bartolina Sisa, el Movimiento por la Unidad Latinoamericana y el Cambio Social (MULCS) y hace muy poco se sumaron los compañeros y compañeras de la Corriente Surcos y los compañeros y compañeras de La Emergente.

Todas estas organizaciones que venimos haciendo un proceso y un camino de unidad, hoy estamos aquí para plantear nuestro posicionamiento en relación a lo que han sido las últimas elecciones en nuestra Ciudad de Buenos Aires, donde tras un acuerdo político impulsamos la campaña del Frente de Izquierda (FIT) y sumamos compañeras y compañeros a las listas.

Hoy también planteamos esta unidad concreta en la práctica con los compañeros de Izquierda Socialista, el Partido Obrero y avanzando en el apoyo a la Lista de Unidad a nivel nacional que lleva como candidatos a Jorge Altamira y al “Gringo” Giordano. La idea es poder presentar a los y las compañerxs candidatxs de Pueblo en Marcha que van a estar participando junto a la lista Unidad en lo que tiene que ver con esta campaña nacional.

Camila Salimbeni, candidata a concejala en la ciudad de La Plata, Norberto Señor, candidato a diputado nacional en la provincia de Buenos Aires, Federico Orchani, candidato a diputado nacional por la ciudad de Buenos Aires, Guido Spadavecchio, candidato a diputado nacional por la Ciudad de Buenos Aires y Gonzalo Hernández, candidato al Parlasur.

Federico Orchani (FO): Muy buenos días, para nosotros es una alegría poder estar haciendo esta actividad, compartiendo esta apuesta tan importante que iniciamos como Pueblo en Marcha en las elecciones pasadas de la Ciudad y ahora en esta apuesta nacional y provincial. En primer lugar no queríamos dejar de mencionar y expresar nuestro más profundo apoyo y solidaridad desde este lugar, pero también durante la madrugada y el día de hoy, con los y las compañerxs de la línea 60 que vienen dando una lucha muy importante en donde nuevamente las fuerzas de seguridad se han puesto del lado de la patronal y que se merecen nuestro más profundo y activo apoyo para que esa lucha de los trabajadores pueda triunfar.

Tampoco queríamos dejar de mencionar la grave situación que se vive en Colombia de persecución del Estado a luchadores populares, lo que se conoce como falsos positivos judiciales, porque han caído presos 15 militantes en la ciudad de Bogotá por la situación que se vive de mucha tensión y represión en el país en un contexto en el que se juega la paz en Colombia. Hoy hay una actividad frente a la Embajada de ese país para repudiar las detenciones y exigir la más pronta libertad de los compañeros.

Queremos mencionar también que venimos haciendo una fuerte campaña junto al Frente de Izquierda, desde Pueblo en Marcha, partido conformado por diferentes movimientos sociales como decía Carina antes, con una presencia muy fuerte en los barrios, en los trabajos, en los lugares de estudio, hemos llevado adelante una campaña muy fuerte contribuyendo a este proceso tan interesante de crecimiento del Frente de Izquierda en tanto y en cuanto se conforma y se va desarrollando cada vez más como una alternativa de los sectores populares que ven un agotamiento de las expresiones tradicionales de los principales partidos que han gobernado durante todo este tiempo a costa de una serie de políticas de ajuste, sin profundizar y sin encarar proyectos de cambio radical y protagonismo popular que es lo que queremos impulsar en estas elecciones con el Frente de Izquierda, con Pueblo en Marcha.

Es por eso que esta expresión de los movimientos sociales saluda y apoya a la lista de Unidad del FIT con Altamira, con Giordano, con el “Pollo” Sobrero y Néstor Pitrola en la Provincia de Buenos Aires, con Solano y Laura Marrone en la Ciudad de Buenos Aires.

Una ciudad que ahora se debate en un balotaje para definir quién será el nuevo jefe de Gobierno, nosotros ya nos hemos pronunciado por el voto en blanco, entendemos que ninguna de las dos opciones representa diferencias sustanciales sino que son parte de una misma expresión política que de hecho se propone competir en un armado conjunto en las elecciones nacionales con el PRO, con Elisa Carrió, con el radicalismo, no representan un cambio de fondo ni una alternativa para los trabajadores de la Ciudad.

Como Pueblo en Marcha, partido de los movimientos sociales que venimos construyendo esta experiencia, que venimos de diferentes tradiciones, del movimiento piquetero, de la lucha de las mujeres, de las empresas recuperadas, de la construcción cotidiana en los barrios, de lo que denominamos “poder popular”, esa necesaria organización del pueblo trabajador y de los sectores populares en general que hagan carne un proyecto de protagonismo y de cambio real en nuestro país, tan necesario en un contexto internacional y local en donde se juegan muchas cosas.

En este sentido queremos destacar el ejemplo del pueblo griego que enfrenta heroicamente un ajuste tanto de la Troika como, lamentablemente, de algunas decisiones que el Gobierno intenta imponer.

La realidad nacional no es ajena a esa situación, por eso alertamos que los principales candidatos que hoy se proponen gobernar representan una opción conservadora, por eso desde Pueblo en Marcha, desde estas organizaciones y movimientos populares que hacemos esta alternativa queremos construir y llamamos a votar masivamente a la lista de Unidad del Frente de Izquierda en estas elecciones PASO para llevar adelante esa movilización popular que necesita nuestro país, acompañando también los diferentes procesos de lucha en la región.

El PO, IS y la Lista Unidad del FIT han hecho una apertura a los movimientos sociales

Camila Salimbeni (CS): Soy Camila de la corriente Surcos y Pueblo en Marcha, y hoy candidata a concejala en la ciudad de La Plata. Estamos muy contentos de estar acá, de encontrarnos con compañeros con los que nos hemos encontrado en otras instancias, pero que ahora tenemos un proyecto común, en un espacio de la izquierda que considero fundamental y que es la tarea que nos tenemos que dar en este momento político.

Creemos que el plantearse como una alternativa electoral que pueda dar respuestas a las demandas populares es algo que nos debíamos, dar otro tipo de políticas tanto para la Ciudad como para el Gobierno, vamos en ese camino. Es un desafío también, porque estamos muy acostumbrados a tener otro tipo de militancia, la que hoy esta acá en juego y que es la que podemos aportar a estos espacios, que tiene que ver con cuestiones territoriales, en el movimiento de mujeres, en las universidades, etc.

Estamos teniendo el desafío de poder pensar en ocupar espacios en el Estado y en el Gobierno y hacer que estas herramientas nos fortalezcan y nos ayuden a llevar adelante el trabajo que ya venimos llevando adelante.

Somos militantes que nos hemos encontrado durante estos años trabajando en torno a las problemáticas a las que venimos dando respuesta, no solo hemos denunciado, sino que nos hemos organizado y hemos respondido a estas cuestiones. Hoy tenemos la posibilidad de ocupar ciertos lugares que nos permitan hacer que el Estado esté al servicio de estas cuestiones y que no seamos más nosotros solos los que estemos viendo cómo cubrirlas.

En relación al FIT, a la lista de Unidad y a la apertura que han hecho los compañeros del Partido Obrero y de Izquierda Socialista hacia una propuesta unitaria, creemos que si bien venimos de trayectorias distintas y espacios de militancia distintos, tenemos mucho para aportar. Particularmente nosotros desde nuestro trabajo en La Plata, creemos que tenemos mucho para aportar y que nuestras propuestas tienen mucho que ver con lo que plantea el Frente de Izquierda y es la cuestión en relación a los derechos de las mujeres y a las identidades disidentes. Nuestra campaña va a estar basada fundamentalmente en estas cuestiones y creemos que venimos desde una situación particular, favorable, para plantear esto, que tiene que ver con la movilización del “Ni una menos”.

Este hecho vino a cristalizar muchísimos años de militancia feminista de los espacios de mujeres autoconvocadas, en una movilización enorme que marcó un antes y un después en la historia de lucha de los distintos grupos de nuestro país en las cuestiones de los derechos de las mujeres.

Tenemos desde ahí un punto importante para seguir avanzando. Tenemos también la oportunidad de pensar cómo podemos hacer para poder ir para adelante y plantear el tema del derecho al aborto legal, seguro y gratuito. Tantos años de lucha que ningún Gobierno ni ningún partido ha apoyado ni hecho un avance en este sentido, el FIT presenta una banca para plantear abiertamente este tema y para llevar esta bandera.

En este sentido tenemos un espacio sobre el cual apoyarnos y un momento histórico favorable para avanzar por más, lo mismo relacionado a los femicidios, que se haya planteado el “Ni una menos” en contra de la violencia hacia las mujeres quiere decir que la violencia machista y patriarcal ha llegado a esta nueva agenda, con falencias, pero ha llegado, cosa que durante muchísimos años no sucedió.

Tenemos una oportunidad para plantear que el Estado debe hacerse cargo de eso y generar refugios para las mujeres, protocolos desde la justicia patriarcal que vive condenando a las víctimas y perdonando a los victimarios. Para avanzar en esto necesitamos no ser siempre nosotrxs solxs organizándonos sino poder llegar a esos lugares donde sabemos que están las herramientas para modificar muchísimas cuestiones. En ese sentido creemos que de la mano del FIT y de la construcción unitaria, sumada a la trayectoria que tenemos, es la única forma en la que se puede avanzar.

Estamos muy motivadxs con los espacios, tanto con PEM como con el FIT en la lista de Unidad, creemos que viene a responder a una demanda del pueblo argentino y en la ciudad de La Plata particularmente, creemos que es una experiencia que entusiasma, que se planteó y se discutió durante muchísimos años, algo que se pedía desde distintos sectores populares. Es un camino en el que se está avanzando y al que tenemos que seguir sumando voluntades, banderas, luchas.

Nosotros venimos de una tradición más latinoamericanista, de militancia territorial y existen muchísimas experiencias distintas, inclusive a las del FIT, pero que podemos sumar fuerzas para llegar al mismo objetivo. Esperamos poder seguir multiplicando esto, que PEM siga siendo el espacio al que se sumen más grupos y gente y creemos que construyendo este tipo de herramientas es como vamos a avanzar.

Con un pie en las instituciones y miles en las calles

Norberto Señor (NS): Buenos días compañerxs, la mayoría de los que me conocen lo hacen fundamentalmente por mi actividad sindical y realmente como señalaban los compañeros, esta decisión de participar activamente en esta campaña electoral, en esta disputa, en esta decisión, como definimos en PEM de poner un pie en las instituciones en el sentido de fortalecer las necesidades de esos miles en las calles, que son los que han sido capaces de producir todas las transformaciones en nuestro país, en el continente y en el mundo.

No nos pensamos como representantes que vamos a ir a un Parlamento, si nos toca ingresar, o a cualquier espacio institucional entendiendo que desde allí se van a resolver nuestros problemas, tenemos claro el carácter de un Estado que está diseñado a la medida de quienes viven a costa del trabajo ajeno, de quienes nos explotan y nos oprimen.

Para muchos puede ser novedoso que algunos de nosotros estemos en esta batalla después de muchos años en los que de un modo u otro hemos planteado que las elecciones podían significar una trampa para los intereses de nuestro pueblo, sin embargo, somos conscientes de que la inmensa mayoría de la clase trabajadora y del pueblo está viendo a partir de la elección cómo intervenir políticamente, cómo poder desde allí incidir en la política nacional y si hay algo que vemos claro es, como señalaban los compañeros, que las candidaturas que más se ven en los medios, que tienen mayor difusión y que tienen mayores posibilidades de gobernar el país y la provincia de Buenos Aires, se trata de quienes históricamente han representado y siguen representando intereses absolutamente opuestos a los del pueblo y los trabajadorxs.

Al mismo tiempo, hemos visto durante estos últimos años, que en la búsqueda de cambiar la situación, en la búsqueda y en el hartazgo frente a tanto predominio de los intereses de los grandes empresarios, donde más allá de los discursos del Gobierno todos sabemos que las grandes multinacionales, que las grandes potencias mundiales como el imperialismo yanqui, los europeos, los chinos y la gran burguesía local, en definitiva todos, apuestan a repartirse en rebanadas toda la riqueza que hay en nuestro país, toda la producción de esa riqueza que generamos los que trabajamos y que en definitiva es nuestro pueblo el que pierde todo en cada inundación, por ejemplo, que podría evitarse en la Provincia de Buenos Aires y, sin embargo, se apuntala la especulación inmobiliaria, los grandescountries [barrios privados], cerrando los cauces naturales de desborde de las aguas o no haciendo las obras hídricas que se necesitan en los barrios del conurbano.

Vemos una educación que se cae a pedazos, una salud vaciada, una propaganda del candidato a presidente de la Nación que hoy mal gobierna la provincia de Buenos Aires, Daniel Scioli, que por abrir diez centros intermedios de salud, después de haber sido cómplice de la liquidación de centenares de unidades sanitarias en todos los municipios, está diciendo que con eso resuelve la salud de la población. Basta con ir a cualquier hospital en el conurbano profundo, al Mercante, al Gandulfo, al Meléndez, para ver ese vaciamiento, ese éxodo de profesionales, esos salarios de miseria, esa precarización del trabajo.

Basta ver miles de docentes como auxiliares sin cobrar sus salarios, manejos financieros del dinero del Estado, obras sociales destruidas como el Insitito de Obra Médico Asistencial (IOMA), basta ver cualquiera de los rincones de la provincia de Buenos Aires, donde en definitiva hoy están planteando que la salida es llenarla de policías que en 6 meses, después de una beca jugosa, mucho más interesante en recursos que la que puede servir para formar enfermeros, para formar trabajadores que atiendan los problemas sociales, se apunta a poner un arma en la mano y a salir a matar pibes.

En definitiva no nos asombra, porque no casualmente los candidatos que acompañan a ese gobernador, uno de ellos es nada menos que Aníbal Fernández, uno de los responsables de la masacre de Avellaneda, de los asesinatos de Darío y Maxi. No nos sorprende, porque uno de sus contrincantes, también venido desde el PJ y hoy de la oposición de Massa es Felipe Solá, que era vicegobernador en ese entonces, otro responsable de esa masacre. No nos asombra que quienes apuntan a mayor ajuste, también lo hagan de la mano de mayor represión, entonces, si lo que necesitamos es tener un pie en las instituciones para potenciar que haya miles en las calles, cómo no vamos a buscar integrar una alternativa que unifique con proyección política a quienes todos los días estamos juntos cada vez que sufrimos cualquier despido, ataque a las libertades de nuestro pueblo, situaciones represivas, en definitiva hay un sector muy grande de nuestro pueblo, de la clase trabajadora que pelea, que trata de desplazar a los burócratas sindicales, correr el manejo de los punteros de los barrios, salir de estas estructuras de las patotas del conurbano.

Vivimos una situación que trata de ocultarse, algunos nos quieren hacer creer que la única discusión que hay es una discusión institucional, y en definitiva los problemas que sufre nuestra población van mucho más allá porque en realidad toda la Justicia, la que está más ligada al kirchnerismo y la que lo enfrenta, de justicia no tiene nada, cuando millones de personas por ser pobres terminan presos, mientras que delincuentes de los que más han robado en la Argentina, de los que más se han llevado de nuestro patrimonio, que han hecho el fraude enorme de la deuda externa, de los que todos los días nos saquean una y otra vez, los que despojan a los pueblos originarios de sus tierras, de los que hacen todo tipo de negociados y evaden impuestos y hacen cualquier tipo de negocio fugando capitales, todos ellos, están en libertad y son los que más de una vez lavan dinero del narcotráfico. Son esas mismas grandes empresas y esos mismos grandes empresarios y poderes que de un modo u otro sostienen a los candidatos del poder y del ajuste.

Por eso necesitamos construir una alternativa que no sea testimonial y por eso, antes de nuestro ingreso al FIT visualizábamos que una parte importante de luchadores, compañeros, vecinos que querían cambiar las cosas, que están realmente cansados de esta discusión por arriba en manos de quienes siempre terminan recurriendo a los mismos economistas, a las mismas empresas, a los mismos medios de comunicación, que más allá de que unos estén enfrentados con otros, representan intereses que no tienen nada que ver con los de abajo. Veíamos que empezaban a aparecer esas referencias pero que se quedaban cortas si no se salía a interpelar a todos aquellos quienes desde distintas tradiciones de lucha habíamos sido capaces y habían sido capaces de enfrentar esa década infame de menemismo, de enfrentar esa debacle de la Alianza, de haber visto en esa rebelión del 2001 que volteó un Gobierno la perspectiva de transformaciones con las que intentó hacer propaganda este Gobierno, pero que en definitiva se quedaron ni a mitad de camino, terminaron dando una vuelta y que quienes decían ser progresistas terminan hoy abrazados a Scioli y a Aníbal Fernández.

Desgraciadamente, lo que hace el Gobierno es ocultar los verdaderos intereses que ha defendido, porque aún en los momentos en los que tuvo que hacer concesiones y poder controlar y garantizar la gobernabilidad, se ha hecho en medio de un hecho histórico, económico y político en el cual las 200 o 400 más grandes empresas del país ganaron como nunca, fue un momento en el cual se extranjerizó como nunca nuestra economía, un momento en el cual la torta lejos de repartirse mitad y mitad como anunciaba el Gobierno y en aquél entonces su socio Moyano, lejos de eso, siempre significó más precarización, menos salario, casi nulo acceso a la vivienda, alquileres por las nubes, una situación muy dura y, por supuesto, dificultades enormes para las posibilidades de estudio, para las posibilidades de progreso.

En definitiva, nuestra apuesta está en relacionar la elección e ir en la búsqueda del voto en todos aquellos sectores que son golpeados por estas políticas, los ninguneados por el sistema, los que no tienen voz o tienen muy poca voz en los medios. Esa voz a veces se abre paso mucho mejor cuando podemos dar estas batallas electorales, como lo han demostrado también los pasos que se han podido dar a partir de ocupar espacios por parte del FIT y a los que aspiramos a ocupar para el conjunto de los luchadores sociales y populares y para el conjunto de las organizaciones que peleamos por cambiar la sociedad.

Cambiar la sociedad va a llevar mucho tiempo, los cambios deben ser estructurales, no alcanza con parches, pero estas elecciones pueden ir prefigurando que no es el capitalismo lo que puede salvar nuestro futuro, que no son las políticas imperialistas ni la sujeción a los grandes y poderosos lo que va a resolver nuestros problemas, ni la dependencia, ni atarnos al carro de las grandes potencias del mundo, de los grandes inversores lo que nos va a salvar, lo que nos va a salvar es la unidad de los trabajadores y el pueblo, la pelea desde abajo, esa organización de miles en las calles para los cuales el desafío nuestro es poner uno o varios pies en las instituciones para dar vuelta todo.

Para eso compañeros, este es nada más que un paso, pero un paso muy importante y la unidad que se ha abierto a partir de los compañerxs del PO y de IS a la cual nos hemos sumado con alegría, entusiasmo y decisión de ensanchar ese camino que convoque a todos los que realmente queremos cambiar la sociedad, es un paso que tenemos que dar y nos parece que estas elecciones nos lo brindan.

La provincia de Buenos Aires es prácticamente un país, es una batalla difícil, necesitamos que miles y miles se comprometan, que se animen a ser fiscales, que ayuden a hacer la campaña, que caminen por los barrios. En ese sentido hablamos de un Pueblo en Marcha, un pueblo que no sea espectador de su futuro político sino que sea constructor todos los días de ese poder popular que intentamos construir desde hace mucho tiempo quienes estamos acá, quienes nos acompañan en las listas y muchos que no están en las listas pero a los que vamos a ir a buscar porque sabemos que quieren cambiar esta realidad injusta y este ajuste que se viene y este ataque de los sectores del poder.

Compañerxs la apuesta de Pueblo en Marcha recién comienza, recién nos hacemos conocer, estamos dando los primeros pasos, el FIT ya tiene su desarrollo, la lista Unidad es un desafío por el que vamos a batallar y vamos a tratar de poner todo para construir más unidad, una unidad que no apunte a la unidad de la vanguardia o de las organizaciones solamente, sino una unidad de esas vanguardias y esos sectores de luchadores para ponerlo al servicio de toda nuestra clase trabajadora y nuestro pueblo contra quienes atentan contra nuestros derechos.

CLM: Si bien este es el inicio formal, la campaña en la ciudad de La Plata, en la ciudad de Buenos Aires y en toda la provincia de Buenos Aires ya ha comenzado, desde PEM, junto a los compañerxs del PO e IS. En ese camino vamos a estar, dando batalla electoral así como seguimos dando pelea todos los días en los territorios, en la universidad, en la lucha por las mujeres, en lo sindical. Ese es el camino en el que venimos y les agradecemos por estar hoy acá.

Dialogamos con Gabriel Solano (PO) y Laura Marrone (IS), candidatos a diputados nacionales por el FIT luego de la conferencia de prensa de Pueblo en Marcha

En agosto saldaremos si el FIT se va a desarrollar como un frente único de trabajadores o si va a caer en la autoproclamación

Gabriel Solano (GS): Venimos a recibir esta propuesta, estamos muy contentos porque hemos fortalecido un frente para las elecciones de agosto. La Lista Unidad integra a la inmensa mayoría de los grupos que apoyan e integran el Frente de Izquierda, la consideramos una batalla clave y estratégica contra los partidos del ajuste, en Argentina está en marcha un ajuste y se va a profundizar, tenemos que mirarnos en el espejo de Grecia, Argentina va hacia eso y las elecciones son una batalla política contra esos partidos.

Indudablemente en el FIT no hemos logrado un acuerdo por una lista única, hay una divergencia de fondo que va a tener que saldar estas elecciones de agosto, si el FIT se va a desarrollar como un frente único de trabajadores o si va a caer en la autoproclamación, este último camino nos lleva a la nada, a la esterilidad, en cambio un frente único de trabajadores como plantea la Lista Unidad va a reforzar al Frente de Izquierda como alternativa política de los trabajadores y la juventud en Argentina. Con los compañeros de Pueblo en Marcha estamos juntos en esa vereda.

Mario Hernandez (MH): En estos momentos Jorge Altamira está reunido con la Confederación del Transporte, ¿qué opinión te merece esa convocatoria de la burocracia sindical al pre candidato presidencial por el FIT?

GS: En primer lugar es un reconocimiento al desarrollo del Frente de Izquierda, la Confederación del Transporte está dirigida por una burocracia sindical que es hostil al FIT y nosotros a ellos, somos irreconciliables, nosotros queremos expulsar a esa burocracia sindical y recuperar los sindicatos. El hecho de que se convoque al Frente de Izquierda tiene que ver con que es una fuerza política insoslayable en el panorama argentino, no se puede discutir sobre política en la Argentina sin referirse al Frente de Izquierda.

Hemos ido con un documento político, en primer lugar a denunciar a la burocracia sindical, a reclamar una huelga inmediata de apoyo a los trabajadores de la 60 que hoy está en lucha, a reclamar un plan de lucha contra los despidos en ACINDAR y en SIDERCA que están ocurriendo ahora y estratégicamente a subrayar la necesidad de que los sindicatos tienen que ser independientes del Estado, porque de otro modo la clase obrera termina siendo cooptada por los gobiernos como el que tenemos actualmente.

Fuimos a esa reunión a presentar públicamente una batalla por la recuperación de los sindicatos por los trabajadores.

MH: Laura Marrone, legisladora electa de la Ciudad de Buenos Aires, en representación de Izquierda Socialista, en el marco de la conferencia de prensa de Pueblo en Marcha. ¿Qué opinión te merece esta reunión?

Laura Marrone (LM): La verdad a mí siempre me emociona Pueblo en Marcha, para mí ha sido un descubrimiento de estos últimos tiempos, la lealtad con la que trabajan, el compromiso que tienen. Su entrada al FIT ha sido un proceso muy genuino que me da muchísima alegría y confianza en el proyecto mismo del Frente de Izquierda. He escuchado con mucha atención las intervenciones, quiero decir que estoy totalmente de acuerdo con lo que se dijo, me llena de orgullo lo que se ha dicho aquí y sé que la experiencia de trabajar juntos va a ser muy buena.

MH: ¿Por qué Izquierda Socialista asume una definición de conformar una lista conjuntamente con los compañeros de PEM y el Partido Obrero?

LM: Nosotros no hubiéramos querido ir a las PASO, queríamos respetar los acuerdos iniciales con los que se había conformado el FIT. Desgraciadamente la posición de los compañeros del PTS ha hecho que estemos en esta situación y definimos nuestra lista Unidad con los compañeros de PEM y del PO porque tenemos la coincidencia de que el FIT tiene que crecer, que tiene que agrandarse, que los que lo conformamos originalmente no necesariamente somos los dueños, sino que tiene que ir desarrollándose.

La incorporación de corrientes que tal vez no vienen del mismo núcleo histórico de quienes lo fundamos, no quiere decir que no tienen que estar, el FIT tiene que crecer, el caso de los compañeros de Pueblo en Marcha es una nota de que el frente está planteando una salida que va mas allá de los que lo iniciamos. Sin lugar a dudas van a venir corrientes de otros partidos que se van a acercar al FIT que tiene que tener la capacidad de abrir sus puertas, pensarse de nuevo, de ir redefiniendo cosas.

Sin duda la base es el programa, el cual no presenta dudas en cuanto a la necesidad de la independencia política de los trabajadores, de un proyecto anticapitalista y socialista. En ese marco todas las puertas están abiertas, esa es una diferencia que tenemos con los compañeros del PTS, que esperamos poder resolver y poder reconstruir una relación donde se comprenda que no necesariamente hay que ir a una instancia como las PASO para dirimir diferencias y candidaturas.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=201467

Anti-Imperialista ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

0 comentarios:

Publicar un comentario