jueves, 16 de julio de 2015

Para The Economist, Francisco es “El Papa peronista”



Los viajes del papa Francisco son siempre analizados políticamente. Sus encuentros con jefes de Estado -entre ellos Cristina Kirchner-, su influencia para la reapertura de embajadas entre Cuba y Estados Unidos, cada uno de sus discursos y ahora su visita a tres países de América Latina revelan mucho sobre su papado.

 INFOBAE.COM

La revista británica The Economist publicó un artículo haciendo referencia a esta faceta de Francisco, al cual bautizó como “El Papa peronista”.

“Si uno pudiese aplicar el término a un prelado de 78 años de edad, que convirtió la falta de ostentación en un arte, entonces el Papa Francisco es una estrella de rock. O al menos es la forma en la que fue recibido esta semana en América latina”, comienza el artículo. Pero aclara: “La gira de ocho días -la más larga de su papado y la primera a un país de habla española- puede hacer más que resaltar su popularidad en su región natal. Puede añadir definición política a su papado”.

The Economist hace hincapié en las características que tienen Ecuador, Bolivia y Paraguay, los países donde estuvo Francisco. Primero explica que la mayoría de su población es católica y que uno de los objetivos del Sumo Pontífice es mantener esa realidad: “En Guayaquil, con una masa que celebraba a la familia, habló de su preocupación por aquellos que son excluidos, en clara referencia a la batalla silenciosa que lleva adelante para que haya más tolerancia hacia las parejas homosexuales y divorciados”, detalla la revista.

Y agrega: “Los tres países son pequeños y pobres, con gran población amerindia. Fueron escogidos cuidadosamente. Francisco, quien solía ser un sacerdote jesuita en Argentina, valora el trabajo pastoral con los marginados, respeta la humildad popular y promete una ‘iglesia pobre para los pobres’”.

Luego el artículo profundiza sobre la carga ideológica de las acciones del Papa: “Sus palabras entusiasmaron a los defensores de la Teoría de la Liberación, un conjunto de ideas de izquierda que influenciaron a América Latina en las décadas de 1970 y 1980“.

“Pero el padre Bergoglio siempre rechazó al marxismo y la revolución violenta, que algunos sacerdotes de izquierda apoyaron. En lugar de adoptar la Teoría de la Liberación, está reinterpretándola para una era post-marxista. Las críticas del Papa al libre mercado capitalista chocan tanto con la tradicional doctrina social católica como con el peronismo, el movimiento nacional-populista de Argentina, del cual fue muy cercano”, detalla.

La revista tampoco deja de lado la actualidad política en la Argentina y vincula las elecciones con las cinco reuniones entre el ex arzobispo de Buenos Aires y Cristina Kirchner: “Con las elecciones presidenciales de octubre, esos encuentros provocaron quejas desde la oposición. Su meta entreteniendo a Kirchner es fomentar un traspaso de mando democrático y en paz, evitando la violencia y el caos que han marcado las transiciones políticas argentinas en el pasado”.

Sin embargo, la publicación británica alerta acerca de que algunos especialistas piensan que Francisco está jugando de más con su mano política: “Su plan de ir a Cuba por cuatro días en septiembre, antes de ir a los Estados Unidos, podría enojar a los republicanos y poner en riesgo la mitad del viaje”.

El artículo concluye manifestando que “la mayor prueba de habilidad política de Francisco será si podrá ayudar a lograr una transición pacífica y democrática en Venezuela, donde el gobierno impopular de Nicolás Maduro se enfrenta a una probable derrota en las elecciones parlamentarias de este año”.



Al respecto, menciona que podría ayudar la “aplicación de la presión papal” a los aliados de Maduro, los presidentes Rafael Correa de Ecuador y Evo Morales de Bolivia.

http://www.tercerainformacion.es/spip.php?article89142

Anti-Imperialista ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

0 comentarios:

Publicar un comentario