lunes, 10 de agosto de 2015

Ferguson no olvida a Brown



Una placa en homenaje a Michael Brown, víctima del gatillo fácil.

Poco cambió desde el crimen de Michael Brown a nivel institucional; lo que se transformó fue la organización de miles de afroamericanos, que están atentos a los abusos policiales. Hubo 24 casos similares en Estados Unidos.

Cientos de personas se movilizaron ayer en Estados Unidos en homenaje a Michael Brown, el adolescente afroamericano que hace un año fue asesinado por la policía de Ferguson. En el comienzo de la marcha se hicieron cuatro minutos y medio de silencio como forma de recordar el tiempo que Brown estuvo tirado en la calle, luego de recibir varios disparos de parte de un policía blanco. Varios grupos por los derechos afroamericanos convocaron para hoy a realizar un día de insurrección civil. Los organizadores indicaron que se recordará también a otras víctimas de la violencia institucional. Según el diario The Washington Post, desde el crimen de Ferguson hubo 24 casos similares cometidos por fuerzas de seguridad en Estados Unidos. De hecho, dos días antes del aniversario de la muerte de Brown, otro joven negro que se encontraba desarmado murió a manos de un policía en Arlington, estado de Texas.

El 9 de agosto de 2014, Michael Brown, el joven afroamericano de 18 años que se encontraba desarmado, recibió varios tiros del policía Darren Wilson que le provocaron la muerte. El hecho encendió la bronca de los afroamericanos, que se volcaron masivamente a las calles y generaron protestas y disturbios durante varios días en la ciudad del estado de Missouri. Ferguson es un suburbio en el que la población afroamericana suele tener escasa representación en las instituciones y los cuerpos de seguridad. “Sin justicia no hay paz”, gritaron entonces miles de personas, que hicieron de “Black Lives Matter” (La vida de los negros importa) un nuevo movimiento de lucha contra la brutalidad policial y la impunidad en la que quedó la muerte de Brown, y la de otros afrodescendientes.

Darren Wilson, el agente que disparó contra Brown, quedó en libertad sin cargos, aunque fue expulsado de la Policía local, a la que intentó volver sin éxito, según publicó la semana pasada la revista The New Yorker. Desde la muerte de Brown y a través de la ola de abusos policiales y las masivas protestas que provocó en todo el país, todos los estamentos políticos repudiaron la violencia, pero siempre sostuvieron que es un problema puntual, no estructural de las fuerzas de seguridad y de las instituciones del país. Por eso, poco cambió desde la muerte de Brown a nivel institucional. Lo que se transformó fue la organización de miles de afroamericanos que están atentos a cada agresión, abuso y asesinato cometido por un policía para poder denunciarlo, aunque sea en las redes sociales, y desde allí desafiar al discurso hegemónico de los medios de comunicación. Ese nuevo movimiento realizó actos y ceremonias ayer en Ferguson para recordar a Brown y a los muchos que murieron antes y después de él a manos de un Estado que sigue discriminando a sus ciudadanos negros.

El viernes pasado, otro joven negro, de 19 años, que iba desarmado, murió a manos de la policía de Arlington. Will Johnson, jefe de policía de la ciudad texana, informó a la cadena CNN que un policía mató a Christian Taylor, estudiante de la Universidad estatal de Angelo. Al parecer, el joven estrelló su camioneta contra la vidriera de una tienda de autos y fue captado por cámaras de seguridad. Dos policías fueron enviados al lugar de los hechos por un presunto caso de robo.

El joven no habría hecho caso al pedido de los efectivos de entregarse, sino que huyó, explicó Johnson. Luego se dio una persecución en la que un policía disparó cuatro veces. Según las autoridades, el autor de los disparos, un policía de 49 años que ingresó al cuerpo en septiembre de 2014, fue suspendido del servicio. “Si en el operativo se violaron derechos, habrá consecuencias”, señaló el jefe policial Johnson. El padre del fallecido admitió que lo que hizo el joven no estaba bien, pero cuestionó el accionar policial. “¿Por qué le dispararon a un hombre desarmado?”

http://www.pagina12.com.ar/diario/elmundo/4-279018-2015-08-10.html

Anti-Imperialista ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

0 comentarios:

Publicar un comentario